martes, 27 de marzo de 2012

Por qué Volkswagen me gusta




Muchas veces me preguntan qué tipo de empresas son las que me gustan. La verdad es que la respuesta resulta sencilla. Las empresas que me gustan reúnen por lo menos las siguientes características:
 



1º.- Entiendo el negocio: es decir, sé de dónde saca esta gente el dinero.
2º.- Confío en sus gestores: sin confianza, es imposible hacer nada en esta vida, sean negocios o lo que fuere.
3º.- Me planteo si la respuesta a la siguiente pregunta es afirmativa: ¿seguirá estando dentro de 100 años?

Aunque no es infalible, estas tres preguntas son un primer filtro que, personalmente, me suele funcionar. Volkswagen me gusta precisamente porque, entre otras cosas, pasa este filtro sin problemas. Vaya pedazo de empresa. Por lo pronto, en 2010, sólo con esa marca, ha vendido más de 5 millones de unidades. Lo diré otra vez, 5 millones de coches, uno detrás de otro… Ahí es nada. Sobre todo las ventas han venido por China, Estados Unidos y Sudáfrica.

Lo cierto es que, los problemas que Toyota y Honda han tenido con el tsunami del año pasado, le han venido de maravilla a los alemanes, y les ha permitido, junto a su buen hacer, convertirse en el mayor fabricante de coches del mundo. Estas son el tipo de empresas que me gustan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario