martes, 6 de noviembre de 2012

La crisis de los pubs



Los pubs lo están pasando realmente mal… Pero no sólo los españoles, en el Reino Unido están viendo cómo cierran, según cifras de su propia asociación, 18 pubs a la semana. Todo se debe a la subida de los impuestos sobre la cerveza del 2% por encima de la inflación que se viene aplicando desde 2008, amén de la penosa situación económica que atraviesa el Reino Unido (que ya la quisiéramos por estos lares). 

Veamos qué ocurre: al subir los impuestos, disminuye la renta disponible y, por lo tanto, la capacidad de familias y empresas de consumo, ahorro e inversión, disminuye. A esto hay que añadir que la cerveza no es un artículo de primera necesidad (nos pongamos como nos pongamos, no lo es, no merece la pena discutir) y que la economía británica no pasa por sus mejores momentos. Esto hace que el consumo en pubs haya caído de una manera muy considerable desde que comenzara la crisis. Si ya había una tendencia al descenso de consumo en ocio y bares, si encima este ocio es más caro, esta tendencia se agrava aún más. El problema es que el Estado británico necesita liquidez como el comer (más o menos lo que ocurre en buena parte de Europa) y nada parece indicar que este impuesto se vaya a reducir, ya que supone unos ingresos para el Estado de 35 millones de libras al año, casi nada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario